Envío gratis 24/48H. Devoluciones gratuitas.

Las gafas de sol molan

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin


Que las gafas de sol tienen que cumplir prioritariamente con la función de proteger tus ojos, está grabado en piedra desde tiempos inmemoriales. No puedes jugártela con eso porque es jugar con fuego, literalmente. Pero este artículo no va de aspectos técnicos sino del impacto que este accesorio de estilo ha tenido siempre en la Cultura Popular. Las gafas de sol pueden obrar milagros, como que un ser insignificante y hasta mezquino, sea capaz hasta de ser alguien parapetándose en sus lentes oscuras. Y es que las gafas de sol son chulas. Es un artículo que en sí mismo brinda tantas posibilidades de diseño. Desde las líneas más clásicas a otras más trabajadas, tanto en su forma y colorido como en su propia ergonomía. Se fabrican monturas con mil tonalidades, dibujos e incluso texturas táctiles. Hay gafas tamaño XL, de estilo Kitsch o Steampunk, u otras con una visión más futurista, minimalistas pero igualmente cautivadoras. Sonreímos doblemente cuando vemos animales o bebés llevándolas. Sí, las gafas de sol son un accesorio que de hecho supone un negocio multibillonario, vendidas en cualquier rincón, no ya de nuestro mundo sino seguramente también en los confines de cualquier galaxia.

Cuántas veces habrás salido de casa con ellas puestas en esa actitud de “porque yo lo valgo”, a comerte el mundo. Te han ayudado también a aislarte de la muchedumbre, porque tras esas lentes todo se ve de otro color y si una noche de insomnio te ha dejado con unas ojeras monumentales, las gafas tintadas tienen esa bendita cualidad de engañar a quien sea. Hasta a ti mism@ cuando contemplas tu reflejo en un espejo. También son las aliadas perfectas en los festivales musicales de verano, cuando las usas como escudo bajo el sol en esas interminables sesiones de bailoteo que te pegas como si no hubiese un mañana, a la vez que te ayudan a mantener el tipo, dándote una cara más presentable, porque a esas horas ya de la tarde… Sin más comentarios.

Así que ojo al dato. Las gafas de sol son excelentes compañeras de viaje, llevables en casi cualquier situación y completarán tu look como ningún otro accesorio puede hacerlo. Piensa en lo difícil que es imaginarte a ciertos personajes de la Cultura Popular sin sus amadas lentes. Algunas han servido incluso para remarcar su lado más excéntrico o les han proporcionado un halo de misterio y glamour.

Pero aunque muchas son las gafas de sol que pueden enamorarte hasta convertirse en algo imprescindible en tu vida, la mayoría están fabricadas íntegramente con plásticos y derivados. De acuerdo, pueden ser alucinantes, pero queremos recordarte no obstante, que priorices el uso de materiales más naturales como la madera de bambú. Piensa en la fórmula “diseño moderno + cuidado del Medio Ambiente” y sal a conquistar la calle, la playa, la montaña o la Luna.

En MADE utilizamos cookies para ofrecerte la mejor experiencia de usuario.